Hace unos dias la consejera de Educacion del Pais Vasco Uriarte presento el último informe (2016) sobre acoso escolar en el Pais Vasco.

Los resultados son realmente alarmantes. Tanto el numero de denuncias como el numero de casos constatados, se ha duplicado.

Si bien Uriarte recalca que este aumento se debe a un cambio de percepción en la sociedad, argumentando que hoy se considera acoso, lo que ayer se consideraba “cosas de niños”, a nadie deja indiferente la rotundidad de las cifras.

Desde nuestra perspectiva, nos alarma que no se haya desarrollado un protocolo común para todas las escuelas. Tenemos entendido que las Ikastolas han contratado el método Kiva para hacer frente a este problema, pero no tenemos la percepción que la respuesta sea homogénea a todos los centros de la comunidad, ya que la consejera ha indicado que se va a desarrollar un plan integral contra el acoso escolar en la comunidad.
Nos parece de vital importancia que se de más visibilidad a los distintos protocolos que se adopten para frenar este fenómeno que ha ido creciendo en las instituciones educativas. Los padres también tenemos que implicarnos activamente en la lucha contra el bullying y deber ser el propio centro el que fomente y articule a traves de nuevos procesos esa lucha.
Si el aumento de los casos, realmente se debe a una mayor conciencia del bullying como problema social, bienvenido sea, el primer paso para solucianar un problema es reconocerlo como tal. Pero no podemos quedarnos solo en eso, debemos implicarnos activamente en la resolución, educando a nuestros hijos en la solidaridad y en el respeto a la diversidad. Solo asi, lograremos como sociedad, acabar con este drama.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here